5/9/11

Opción múltiple en Tijuana


El Ático, grupo de reciente creación en Baja California, ha elegido Opción múltiple para presentarse profesionalmente bajo la dirección de Cristóbal Dearie, con las actuaciones de Kariam Valenzuela, Norma Contreras, Brenda Hernández, Lucía Estrada, Nadia López y Eduardo Corpus. No he tenido oportunidad de verla, pero me congratula comprobar que, 12 años después, continúa la buena estrella de esta comedia, una de las obras más puestas en escena durante la última década.

Escribí Opción Múltiple en 1999 gracias a una propuesta de cinco actrices recién egresadas de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM: Avelina Correa, Carmen Mastache, Itzia Cerón, Viviana Aguirre y Perla Villa, quienes hicieron las gestiones para levantar el proyecto bajo la asesoría y dirección escenica de Iona Weisberg, directora y amiga con la que ya había hecho tres obras –la última de las cuales había sido vapuleada por la crítica–, así que en aquella ocasión decidimos probar con una comedia por el simple gusto de divertirnos. La trama es sencilla y su convención, fácilmente asimilable por el público: una joven con síndrome de identidad disociada lleva años desarrollando un tratamiento psiquiátrico que busca eliminar los cambios de personalidad provocados por un trauma infantil; sin embargo, sus alter-egos no están dispuestos a desaparecer tan fácilmente y pondrán obstáculos para acrecentar su crisis.   


Las ideas y aportaciones de Weisberg y de las actrices fueron fundamentales para terminar de ajustar la trama y la estética de una obra que nos divertía mucho, pero que nunca sospechamos que alcanzaría una resonancia tan inmediata con el público, logrando que la primera temporada se prolongara por más de un año y que se presentara con éxito en los festivales de La Paz, Bolivia, y Manizales, Colombia. 
Foto: José Jorge Carreón

Gracias a la edición de Anónimo Drama, muy pronto la obra comenzó a circular por las escuelas de teatro, que la convirtieron en material habitual de ejercicios y exámenes finales. Recuerdo, entre otros, los realizados por la Universidad de Sonora y las dos de Puebla: la BUAP y la UDLA: 


En 2001 se presentó, a manera de lectura, en un ciclo de dramaturgia contemporánea en Chile; dos años después fue traducida al francés por Suzanne Lebeau, y leída escénicamente, junto con Fedra y otras griegas de Ximena Escalante,  por el Centre des Auteurs Dramatiques de Quebec, en el marco del Festival de las Américas. 


Tal vez haya sido la producción de Ocesa y Sylvia Eugenia Derbez, protagonizada por su tío Eugenio en 2004, la que haya hecho de Opción múltiple una de las primeras obras surgidas del teatro  independiente y/o institucional en romper con los prejuicios del teatro comercial respecto de la dramaturgia nacional, y viceversa. 



A partir de entonces la obra no ha dejado de presentarse en múltiples escenarios nacionales, y un par de veces en el extranjero, concretamente en Argentina y Bolivia. En México tengo conocimiento de los montajes realizados en Colima por la compañía Cuatro Milpas, de Janet Pinela; en Veracruz, por el director Fernando Yralda; en Morelos, por Regina Flores; en Monterrey al menos un par de veces... 




Compañía Cuatro Milpas, de Colima

Pero también descubro de vez en cuando por internet algunas puestas en escena que no han tenido la delicadeza de avisarme, como una que según sé estuvo en Guadalajara, otra en Puebla, y ya mejor ni le sigo... En cambio, hubo quien la montó en Ciudad Juárez o en Chihuahua, que nunca me avisó, pero al menos tuvo la gentileza de depositarme, a través de Sogem, 500 pesotes de regalías por una función.


Esperemos que le vaya muy bien a esta nueva puesta en escena de los colegas de Tijuana, y que algún día se nos cumpla el sueño de hacer un sitcom para televisión. ¿Alguien se apunta para producirla?